al-Andalus en el Mardi Gras de Nueva Orleans en 1883


[ad#baner-480]

Y usted se preguntará: ¿y qué es eso del mardi gras?. Pues será el próximo hermanamiento de nuestros veinticuatros de Córdoba con algún sitio distante, donde las dietas no bajen de 300 euros diarios. Será sin duda el próximo gasto de representación de nuestros representantes-viajantes, que a poco que se enteren de esto sacarán billetes para el carnaval más famoso de los Estados Unidos. Y no es que este joven pueblo tenga tradiciones de grandes raices, pero sin duda esta es de las más antiguas.

El Mardi Grass (martes grasiento) hunde sus raices en la Luisiana de españoles y franceses, mucho antes de que Luisiana formara parte de las 13 estrellas fundadoras de los Estados Unidos, pero sin duda después de que Hernando de Soto descubra el río Mississippi en 1541.

El Mardi Gras se celebra todos los martes anteriores al miércoles de ceniza y su tradición se remonta a comienzos de 1700. Es una mezcla de carnaval y de fallas valencianas, en las que se construyen grandes desfiles de carrozas que tradicionalmente tienen como temas los reyes y los reinados. Hay estudiosos que sostienen que este carnaval es una revindicación de la monarquía en los Estados Unidos. estos desfiles están a cargo de las Peñas (otro motivo de hermanamiento) llamadas Krewes en Nueva Orleans. Una de las más antiguas y fuertes es la de “Momus” que es la que organizó este increible desfile de carrozas que con el título “Procesión histórica representando la dominación de los moros en España” fue la estrella de los carnavales de 1883. como dato curioso, apuntar que Winnie, la hija presidente confederado Jefferson Davis, fue la reina de la peña Momus ese año. The Times Democrat, uno de los rotativos más antiguos de norteamérica, dió buena cuenta del impresionante desfile y publicó los croquis de una parte del montaje. En total fueron 20 carrozas, de las que he podido encontrar estas once que publicó la Ilustración Española y Americana en su número de marzo de 1883.

Hoy el Mardi Gras es una de las fiestas más relevantes y transgresoras de los Estados Unidos, aunque se ha diversificado mucho y se ha convertido en símbolo para muchos colectivos, el desfile de carrozas sigue haciéndose a cargo de las peñas con gran derroche de creatividad.

Pero el Mardi Gras además hoy es una punta de lanza de la lucha contra el puritanismo norteamericano. La vieja tradición de arrojar a la calle collares de colores, pasa hoy por la condición de destaparse en público, cosa esta que solo está permitida durante los días que dura el carnaval de Nueva Orleans. Tan popular se ha hecho la fiesta que se ha exportado a un sinfín de ciudades norteamericanas e incluso en Australia.

A continación podéis ver las carrozas que integraban este desfile, con más detalle. He transcrito el texto que las acompaña en la publicación española. Es literal, por lo que os sonará un poco duro ya que hoy no está de moda llamar moros a los moros. Y mucho menos de moda hablar de la Reconquista, pero es lo que hay, es 1883 y el mundo se veía de una manera, al igual que hoy lo vemos de otra, y mañana ya veremos.

EL Carnaval en Nueva Orleans 1883
Procesión histórica representando la dominación de los moros en España

Carrozas 1, 2 y 3
Leyenda del Rey Rodrigo y Florinda: La Tentación, El Horóscopo y La Traición del Conde Julián.

En la primera aparecen las damas de la reina Egilona en un bosquecillo de naranjos, al pié del palacio, y el último rey de los godos en actitud de conversar amorosamente con la bella Florinda.
En la segunda se representa la famosa aventura del torreón encantado (que ha dado argumento, quizás por lo extravagante, a multitud de romances, leyendas y novelas), aquel torreón en el que quiso entrar el temerario Rodrigo para conocer su horóscopo, y donde halló los lienzos pintados que figuraban a los moros, con un rótulo en latín, que decía: “Por esta gente será en breve destruida España”.
En la tercera se ve al gobernador de la Mauritanía, Muza-ben-Nosseir, recibiendo al traidor conde Don Julián, ofendido y rencoroso padre de Florinda, que le insta a apoderarse de la penísula ibérica.

______________________________________________________________
[ad#baner-480]

4.- Primera expedición de los Moros a Algeciras
Representa una de las cuatro grandes barcas que condujeron a los primeros 500 mahometanos a las playas del antiguo Portus Albus, a las órdenes de Tarik-ben-Zeyad, en julio de 710, apareciendo en la popa el profeta Mahoma, entre nubes de gloria, en actitud de mostrar el camino y proteger a sus creyentes.

5.- Batalla de Guadalete
Representa la batalla de Guadalete, fin de la monarquía visigoda.

6.- Batalla de Covadonga.
Principio glorioso de la Reconquista: allí se ve al Rey Rodrigo, peleando bravamente contra los moros, y aquí está el inmortal Pelayo, defendido por la tajada peña, y empuñando el lábaro de la fé y la independencia.

7.- Conquista de Toledo por Tarik.
Representa la toma de Toledo por los moros: figura el suntuoso palacio de los reyes godos, en el cual se hospedó el caudillo vencedor, Tarik, y donde halló muchos tesoros, entre ellos veinticinco coronas de oro guarnecidas de jacintos y piedras preciosas.

8.- El juramento de Alfonso VI.
Quiere recordar la jura de Santa Gadea: bajo una tienda de campaña se ve al rey Alfonso VI, rodeado de obispos y magnates, y ante él aparece Cid Ruy Díaz, montado en arrogante caballo, que levanta su invencible espada y pide juramento al nuevo Monarca de no haber sido instigador ni cómplice en la traición de Bellido Dolfos y asesinato del Rey D. Sancho II ante los muros de Zamora.

9.- La Corte de Abderraman III
Figura la corte de los califas de Occidente, en el memorable reinado de Abderraman III

10.- La Alhambra de Granada: reinado de Boabdil el chico
Preciosa representación del Patio de los Leones de la Alhambra, recuerda los postreros días de la dominación musulmana en suelo español.

11.- El Consejo de Córdoba, presidido por el Rey Católico.
Comemora el consejo de prelados y magnates que se celebró en Córdoba en 1487, bajo la presidencia del Rey D. Fernando, y en el cual se decidió la conquista de Granada.

Por más que los autores de esta gráfica representación de la historia de los moros en España hayan intentado sacar más partido de la leyenda novelesca que de la verdadera crónica histórica, justo es decir, en elogio suyo, que han desempeñado su propósito con magnificencia, propiedad y buen gusto.
Se comprende el Carnaval, aunque sea en esta época de frío positivismo, cuando se celebra como lo ha celebrado Nueva Orleans en el presente año de 1883.

Fuente: La Ilustración Española y Americana 1883

______________________________________________________________
[ad#baner-480]

Be Sociable, Share!

4 comments for “al-Andalus en el Mardi Gras de Nueva Orleans en 1883

  1. 06/10/2009 at 22:19

    Precioso, Tabernero. El otro día me acordé de un post pendiente por tu parte sobre la peste, la jambre y la tormenta. Ardo en deseos.

    • El tabernero
      07/10/2009 at 00:00

      No se te escapa una joio. Es verdad, lo tengo pendiente, en las listas pendientes de asuntos colgados. Pero la haré, seguro que la haré.

  2. lacolina
    07/10/2009 at 00:10

    Yo algo sobre la peste en Córdoba sé. Tengo por ahí un libro la mar de interesante. Anímate a escribirnos algo Tabernero. Tu artículo muy interesante, del diez.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *